Una vez trasplantado ¿Ahora qué?

 

    Una vez realizado el trasplante renal, ¿Ahora qué?, pues se debe seguir con una vida sana, es lo más aconsejable, siguiendo una serie de normas básicas. El objetivo es que usted poco a poco se reincorpore a la vida normal prestando especial atención a una serie de recomendaciones una vez que le damos al alta. (medicación, dieta, ejercicio, etc…). Deciros que antes del trasplante, cuando estamos con el tratamiento de la diálisis, si por cualquier motivo existe algún tipo de exceso o nos olvidamos de tomar alguna medicación, (que no se debe hacer), siempre tenemos la máquina como garantía, quiero decir que es como nuestro seguro de vida, pero una vez trasplantado, si cometemos errores o no seguimos unos consejos básicos, el riñón nos puede fallar y vendrían consecuencias negativas.

 

Cuidados generales
Debe de controlar periódicamente su tensión arterial, (muy importante), su temperatura y su peso. También, debe prestar atención al volumen de orina, el aspecto y color. En caso de fiebre, tensión elevada, piernas hinchadas o cambios en el volumen o aspecto de la orina, debe de ponerse en contacto con la consulta del trasplante.

 

imgres-2_fotor

Controlar la presión arterial, tras el trasplante.

 


 

La alimentación 

La alimentación fundamentalmente debe de ser sana y equilibrada. Debe comer sin sal o muy poca sal y evitar el sobrepeso. Los corticoides para el rechazo, aumentarán su apetito y favorecerán que aumente de peso. El aumento de peso es perjudicial para su riñón y aumenta su riesgo cardiovascular. Debe pesarse frecuentemente para controlar su evolución.
Beba abundantes líquidos, especialmente agua, ojo con las aguas de pozo…, antes de consumir las verduras y frutas lávelas bien con agua, haga lo mismo con los huevos. No debe consumir bebidas alcohólicas. Lávese las manos antes y después de manipular los alimentos. Como ya conoce, una dieta sana y equilibrada consiste en evitar grasas saturadas, fritos  y rebozados. El aceite de oliva y el pescado azul tienen grasas beneficiosas para la salud. El consumo de huevos debe estar reducido a 2-3 a la semana. Los productos lácteos deben ser desnatados para evitar el exceso de grasas. Los azúcares favorecen el aumento de glucosa en sangre y deben ser consumidos con moderación, evitando el exceso de productos de pastelería, chocolates y bollería. No abusar de estos alimentos. Las hortalizas, verduras y frutas tienen gran cantidad de vitaminas. Conviene un cuidadoso lavado cuando se comen crudas.

 

imgres-1_fotor

Alimentación sana después del trasplante.

 


Quizá de las cosas más importantes después del trasplante es la medicación, aquí os dejamos unos consejos básicos, pero lo más importante sería com ya hablamos anteriormente es «Sentido Común».

MUY IMPORTANTE: La medicación:

Es fundamental que el tratamiento de la medicación se realice correctamente y en particular la medicación anti rechazo, no se debe de saltar NUNCA bajo ningún concepto. De ello depende la vida de su riñón.

Estas serían algunas de las recomendaciones más básicas:
1). No olvide nunca su medicación para el rechazo, con los horarios recomendados. Utilice una alarma si es necesario para recordar.
2). En caso de no tomar una dosis tómela de forma inmediata en cuanto se dé cuenta.
3). Cuando acuda a otros especialistas, informe que esta trasplantado. Puede llevar el informe médico para mayor tranquilidad.
4). Si su médico de cabecera u otro especialista, le receta una medicación nueva, informe a su nefrólogo de la consulta de trasplante.
5). Puede tener efectos secundarios por la medicación, pero nunca cambie la dosis a su criterio sin consultar con su nefrólogo, eso es fundamental.
6). Realícese los controles analíticos y exploraciones cuando se le soliciten y no deje de acudir a sus revisiones periódicas con su nefrólgo.

 

medicamentos_fotor

Importancia de la medicación después del trasplante.

 


 

El rechazo es el principal problema de un trasplante de riñón y se produce como un mecanismo de defensa de su organismo frente a algo que no percibe como propio. Su inmunidad en condiciones normales, le protege de organismos extraños como bacterias y virus. También le protege del desarrollo de tumores, pero en el caso del trasplante, esta protección condiciona el riesgo del rechazo y es por lo que se debe de tomar medicación inmunosupresora.  

La posibilidad del rechazo es más alta en los primeros meses y va disminuyendo a medida que pasa el tiempo y esto permite que la cantidad de medicación inmunosupresora se pueda disminuir, nunca suspender.
Si se presenta un rechazo, el tratamiento dependerá de sus características y severidad. Puede que no recupere totalmente la función renal que ha perdido e incluso que no la recupere, por lo que deberá volver a diálisis.

 

imgres

Cuidar el riñón tras el trasplante.

 


 

Después de unos consejos tras el trasplante, lo que más prima es el «Sentido Común», siguiendo estos pasos básicos se puede alargar la vida del riñón, que es realmente lo que nos preocupa. Debe seguir las recomendaciones de control de tensión, peso y lo que orina, desde que le han dado al alta. Si orina menos de lo habitual o le aparecen edemas y gana peso bruscamente, es posible que haya algún problema y debe de comunicarlo al Nefrólogo de la Consulta de Trasplante inmediatamente. Los controles analíticos solicitados por el su médico, sirven para valorar la función de su riñón y debe de realizárselos  puntualmente y nunca deben de saltárselos. Y ante cualquier duda, siempre consultar con los profesionales y no tomar cualquier decisión por nuestra cuenta, que podría acarrear problemas.

 


 

Espero que os haya servido de ayuda la información, así que disfruta de la vida luego dónala.

Saludos cordiales.

 

Malos hábitos, costumbres y alimentos que perjudican a nuestros riñones

Hoy nuestra entrada al blog donavida nos habla de los malos hábitos y costumbres que perjudican nuestros riñones. Sabemos que los riñones son órganos muy importantes para el buen funcionamiento de nuestro organismo, así que debemos de cuidarlo todo lo posible, como cualquier órgano vital. Además es un órgano que cumple una serie de funciones vitales, se puede decir que son una maravillosa y sofisticada maquinaria de purificación:

Los riñones cumplen funciones muy importantes:

  • Expulsan el exceso de agua y las toxinas que resultan del metabolismo del cuerpo humano,  permitiendo la eliminación de este filtrado en forma de orina. Son como verdaderos filtros selectivos depuradores de la sangre.
  • Moderan el balance de ácidos evitando su excesiva acumulación en el organismo.
  • Cumplen  la regulación de la presión sanguínea y en la producción de hormonas tales como la eritropoyetina, que controla la producción en la médula ósea de glóbulos rojos.
  • Regulan la cantidad de calcio en sangre y la producción de Vitamina D necesaria para la mineralización y fortalecimiento de los huesos.

Sabiendo todo lo que realizan los riñones, pues cuidémoslo para que no tengamos problemas en un futuro.


Así que tenemos algunas dudas y preguntas, ¿Hacemos lo correcto para cuidar a los riñones?, ¿Qué hacemos mal?, intentaremos dar unos consejos y malas costumbres que tenemos, además de advertir de los alimentos que más perjudican a los riñones:

  • Retener la orina; Decir que nunca lo hemos hecho sería mentir, en alguna ocasión seguro que no nos ha quedado otro remedio que hacerlo, pues no es aconsejable, ya que si se tiene la vejiga llena durante mucho tiempo pueden aparecer complicaciones en la vías urinarias, llamado el síndrome hidronefros  (aumento de la presión de la orina en los riñones).
    images

    Evitar retener la orina durante mucho tiempo.

     

  • Beber poca agua; No beber mucha agua es un error y contribuye a problemas renales, seguro que ya lo sabíamos pero, ¿Qué cantidad es la idónea?, se recomienda entre 1,5l y 2,5l de agua al día, para tener hidratados los riñones correctamente. Sino se bebe una cantidad de agua recomendable el flujo renal baja y las toxinas se acumulan en la sangre.
    imgres

    Ingerir entre 1,5l y 2,5l de agua al día.

     

  • Malos hábitos alimenticios;

-No abusar de la proteína animal como los altos contenidos en grasas, no abusar de las carnes rojas.

-Evitar abusar del sodio, ya sabemos que la mayor fuente se sodio es la sal, así que reducir el consumo de sal.

-No abusar de los refrescos carbonatados, no son aconsejables, (bebidas gaseosas).

-Evitar el consumo de alcohol y tabaco, producen demasiadas toxinas para el organismo.

-Evita alimentos genéticamente modificados, son factores terribles que en ocasiones desconocemos, y que son muy dañinos para nuestros riñones, intentar ingerir alimentos orgánicos, que sepamos su origen, comidas sanas y naturales.

 

imgres-1

Reducir el consumo de sal.

 

  • Abusar de los medicamentos; En todo lo que podamos, debemos evitar medicamentos que no sean necesarios, ya que un abuso de ellos pueden perjudicar a nuestros riñones. Es un tema delicado, ya que por norma general no tomamos medicamentos por gusto, sino por prescripción médica, pero tener en cuenta que pueden dañar a largo plazo.
url

No abusar de los medicamentos.

 

  • Insomnio; Durante la noche cuando dormimos se produce la renovación de los tejidos de los órganos, sino consigue un sueño profundo, esto interrumpe el proceso de renovación, por lo que los riñones pueden sentirse dañados.
image

Intentar dormir las horas necesarias.

 

 

  • Vida Sedentaria; Ya no sólo por tus riñones, sino también para el resto de órganos y para nuestra vida cotidiana. El sedentarismo va afectando poco a poco no solo a la salud de nuestros riñones, la falta de actividad ocasiona muchos problemas renales que podemos evitar fácilmente moviéndonos un poco más, saliendo a andar, pasear en bici, nadar, etc…
images-1

Evitar vida sedentaria.

 

  • Tensión arterial alta; Es algo básico, La hipertensión arterial causa unos daños muy claros en la funcionalidad de los riñones, el filtrado de toxinas no se produce de igual modo y la presión arterial no es la adecuada.
    imgres

    Llevar un control adecuado de la presión arterial.

     

     

  • No abusar de los productos lácteos ni de la cafeína; Con respecto a los productos lácteos aumentan la salida de calcio en la orina, lo que favorece el desarrollo de piedras en el riñón. Y con respecto a la cafeína, los productos que contienen este ingrediente como el café, té y refrescos estimulan el flujo sanguíneo, lo que aumenta la presión arterial en los riñones.
    imgres

    No abusar de los productos lácteos.

    4beabad76de8cec3

    No abusar de la cafeína.

     

 

 

 

 

 

 


Todos estos consejos son meras orientaciones, no quiere decir con esto que no vayamos a tener algún problema renal cumpliendo todos estos consejo, lo que si está claro que ayudaremos bastante a la larga vida de nuestro riñón, que es un órgano vital muy importante, así cuidarlo y seguir hábitos saludables, ya no sólo por los riñones, sino también por nuestro organismo en general, el cuerpo lo agradecerá.

 

Espero que os haya servido de ayuda la información.

Saludos cordiales.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad